Osteoporosis y pérdida de audición

Un estudio relaciona la osteoporosis con el riesgo de padecer una pérdida súbita de la audición (pérdida neurosensorial), una enfermedad que puede afectar a personas de todas las edades en todo el mundo, pero que afecta principalmente a personas entre 50 y 60 años.

 

¿Qué es la osteoporosis?

La osteoporosis es una enfermedad caracterizada por huesos debilitados que son más vulnerables a la rotura. Ocurre cuando el proceso normal de reemplazo del hueso viejo por hueso nuevo disminuye la velocidad, lo que pone a la persona en mayor riesgo de problemas graves, como fracturas de cadera, muñeca y columna vertebral.

Si bien algunos factores de riesgo de osteoporosis, como el sexo, la edad, la raza y el historial familiar, no se pueden evitar, algunas tácticas preventivas pueden marcar la diferencia para mantener los huesos sanos, fuertes y más resistentes a volverse frágiles, débiles y quebradizos:

  • Evitar el consumo de tabaco y el consumo excesivo de alcohol
  • Adoptar un régimen de ejercicio regular aprobado por su médico
  • Mantener un peso corporal saludable, evitando demasiadas calorías
  • Comer de manera saludable (incluir proteínas, calcio, vitamina D)

 

¿La osteoporosis causa pérdida auditiva?

Los científicos no afirman que la osteoporosis en realidad pueda causar una pérdida auditiva neurosensorial súbita, pero los estudios han reportado durante mucho tiempo que existe una relación entre los dos.

Más recientemente, investigadores en Taiwán intentaron cuantificar el riesgo de pérdida auditiva repentina en pacientes con osteoporosis. Publicaron sus resultados en la edición de junio de The Journal of Clinical Endocrinology & Metabolism.

Los investigadores, que estudiaron una muestra representativa aleatoria de 1 millón de participantes en el programa del Seguro Nacional de Salud de Taiwán, encontraron que las personas con osteoporosis tenían un riesgo de 1,76 veces mayor de experimentar una pérdida auditiva neurosensorial súbita.

 

La pérdida auditiva neurosensorial súbita

Es relativamente común y generalmente conocida como «sordera súbita» o «SSHL». Implica una pérdida auditiva rápida en un instante o durante varios días.

Por lo general, se desarrolla en un oído en lugar de ambos y puede ocurrir junto con mareos o zumbidos en los oídos (acúfenos).

Requiere ayuda inmediata para la mayor efectividad del tratamiento. El tratamiento común incluye terapia con esteroides, pero algunos casos se resuelven por sí solos.

A menudo tiene una causa desconocida, pero los culpables comunes incluyen lesiones en la cabeza, drogas ototóxicas, enfermedades infecciosas, problemas de circulación, trastornos de la tiroides y otras afecciones seleccionadas.

¿Lo quieres compartir?

Deja un comentario

Your email address will not be published.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.