El test de Ling (los 6 sonidos de Ling)

El Test de Ling (Daniel Ling) o también conocida como la prueba de los seis sonidos de Ling, es una herramienta que permite a padres y/o profesionales realizar una revisión de forma rápida y sencilla de una audición correcta.

El test permite evaluar la percepción del habla a través de los sonidos que abarcan tanto las frecuencias agudas como las graves. Esta prueba se aplica tanto en niños como en adultos y permite descartar o comprobar la sospecha de hipoacusia (en conjunto a otras pruebas) y también se utiliza especialmente en el seguimiento de personas que usan audífonos o implante coclear.

Los seis sonidos de Ling /a/, /u/, /i/, /m/, /s/, /sh/ dichos a una intensidad normal y a una distancia de 2 metros, representan información crítica acerca de la zona del lenguaje donde se pueden ubicar todos los fonemas del habla.

Los 6 sonidos de Ling proporcionan información acústica en los distintos rangos de frecuencia. Si no son audibles, tampoco lo serán los fonemas que están en la misma banda. Por ejemplo: si un niño no puede oír el sonido /s/, tampoco podrá hacerlo con la /f/ u otras fricativas de alta frecuencia.

A través de ellos se puede:

  • Supervisar cualquier cambio en la audición.
  • Medir cualquier modificación realizada en el ajuste.
  • Conocer si la persona detecta todos los sonidos (rango del espectro del habla de 250 a 4 KHz).
  • Medir los efectos de la audibilidad a diferentes distancias y frecuencias.
  • Observar cambios entre distintas ayudas auditivos.
  • Predecir la habilidad de reconocer diferentes fonemas del habla.

A continuación os presentamos un audiograma dónde se encuentran indicados los sonidos de Ling:

audiopacks audiologia fonemas habla fonemes parla test de ling

Como se puede observar la vocal /a/ (F1, F2)* se encuentra en las frecuencias medias. La /u/ en las medias (F2) y en las graves (F1). La /i/ en graves (F1) y agudas (F2). Las consonantes /m/ en graves, la /sh/ y la /s/ en las agudas. *(F1: 1ª formante / F2: 2ª formante).

 

¿Qué objetivo tiene su aplicación?

Todas las personas del equipo multidisciplinario (terapeuta, profesor, audioprotesista, médico, padres) deben conocer los resultados de esta prueba y pueden aplicarla.

La podrán utilizar para hacer ajustes de la amplificación, al sistema FM o para los mapeos del implante coclear y de esta manera asegurar el uso óptimo de la audición amplificada.

Esta prueba se debe realizar anualmente en los programas de intervención como diagnostico inicial, así como cuando se trate con un nuevo paciente.

Se debe realizar diariamente de manera rápida antes de las sesiones de intervención para asegurarnos de que la persona está aprovechando al máximo su audición optimizada.

Si se nota una disminución o cambio en las respuestas, los miembros del equipo podrán tomar las decisiones apropiadas para solucionarlo.

 

Consejos para su aplicación

  • Detección: que la persona levante la mano o suelte un juguete cuando oiga alguno de los sonidos. En este tipo de respuesta no se puede determinar que sonido escuchó.
  • Discriminación: que la persona repita el sonido, lo señale o lo escriba. En este tipo de respuesta podemos saber si el sonido que escuchó es el mismo que el estímulo.
  • Dependiendo de la edad auditiva sentarse frente a la persona en un ángulo de 45º.
  • Presentar los sonidos en tono normal con la misma duración.
  • Cuidar de presentarlos de manera aleatoria para que la persona no pueda predecir el orden. Variar las pausas entre ellos.
  • Dependiendo de la edad auditiva evitar que la persona vea pistas visuales.
  • Se deberá condicionar al niño y pedir que repita cada uno de los sonidos que serán reforzados con un estimulo visual, se realiza este procedimiento en diferentes distancias o intensidades sonoras.
  • Llevar un registro con las distancias o intensidades a las que escucha cada uno, anotando cualquier cambio con el comentario.

Alertas en el test de Ling

  • Si una persona confunde /u/ con /m/ puede indicar problemas en frecuencias graves (<300 Hz).
  • Si confunde /i/ con /u/ puede indicar problemas en frecuencias agudas (>1.500 Hz).
  • Errores en la detección de /sh/ pueden indicar problemas en frecuencias agudas (alrededor de 2.000 Hz).
  • Errores en la detección de /s/ pueden indicar problemas en frecuencias agudas (>3.000 Hz).
  • Si confunde la /a/ con una /u/ puede indicar problemas en frecuencias graves (<1.000 Hz).

Recordar que cualquier error que no sea típico del niño o adulto en cuestión debe ser considerado por el equipo multidisciplinario para tomar las acciones necesarias.

¿Lo quieres compartir?

Deja un comentario

Your email address will not be published.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.